Comprar online sin preocupaciones

Ago 7, 2017

Compramos online ya casi sin pensarlo, y normalmente sin incidencias.

Pero un buen WiZinker sabe prestar atención a los detalles y evitar malas sorpresas.

Para pedir en una tienda online de forma segura, no hace falta emular a Eliott Alderson, el hacker de la serie Mr. Robot. Con unos sencillos ajustes en tus dispositivos y un mínimo de cuidado en tus compras, se lo pondrás muy difícil a los malos. Te damos unos trucos para tener los “porsis” cubiertos.

Si sigues estos consejos, no tendrás que volver a preocuparte por tus compras online

01

Con esto evitas que cualquier persona que use tu móvil, ordenador o tablet, pueda comprar nada sin conocer tus claves. A veces, tu navegador te pregunta si quieres que recuerde la contraseña por ti. Es una función cómoda, pero evítala en páginas sensibles donde uses métodos de pago.

02

En tu banca online, puedes matar dos pájaros de un tiro: comprobar tus últimos movimientos y mirar la fecha y hora de última conexión. Así te aseguras de que lo tienes todo bajo control.

03

Si algo es demasiado bueno para ser cierto, probablemente no sea cierto.

04

Ningún programa indeseado se colará en tu dispositivo.

05

Puedes dejar acceso a la tablet o al ordenador a tus hijos, pero limitar sus accesos para evitar que tengan tentaciones de compra.

06

Así podrás tener la cobertura del seguro asociado, porque nunca se sabe.

Te presentamos a Ana, una WiZinker que aprovechó perfectamente las ventajas de su tarjeta

Hará cosa de un año, compró una cámara réflex por Itecnomarket. En el momento de pagar, le llamó la atención que algunas formas de pago no estuvieran disponibles, y tuvo un reflejo de comprador avispado: en lugar de la tarjeta de débito de su banco, optó por usar la tarjeta WiZink, para tener cubiertos los “porsis”. Pasaron las semanas, y como no llegaba su cámara, y la empresa le daba largas, decidió denunciarla y contactó con WiZink para recuperar el dinero. Le pusimos en contacto con la aseguradora, y tras presentar el ticket de compra y la denuncia, al mes tenía el dinero en su cuenta.

Mientras tanto, a día de hoy, muchos otros afectados por la estafa aún no han recuperado su dinero, especialmente aquellos que habían pagado por transferencia bancaria, y por lo tanto no estaban asegurados.

Hace unas semanas, Ana nos escribió un tweet para agradecer haber podido recuperar su dinero tan rápido. Cuando contactamos con ella, nos explicó que nunca había creído mucho en esto de los seguros de las tarjetas, pero ha cambiado de opinión tras esta experiencia.

Desde aquí, queremos darle las gracias a Ana por haber aceptado compartir su experiencia con los lectores del blog.

¿No conoces todos los servicios incluidos en tu Tarjeta WiZink? Descubre nuestras coberturas, podrás comprar (y viajar) totalmente relajado. Vivir sin complicaciones, puede ser muy sencillo ;).